viernes, 17 de septiembre de 2010

UN BREVE TEXTO SOBRE ADOLESCENCIA Y UN HERMOSO POEMA DE BENEDETTI SOBRE LOS JOVENES EN BUSCA DEL SENTIDO


El Síndrome de la Adolescencia Normal
La adolescencia se define como aquel periodo de la vida en el cual el niño se convierte en adulto o como lo afirma de una manera muy poética y muy bella la psiquiatra infantil Françoise Doltó, “La adolescencia en la aurora de un adulto en el crepúsculo de un niño”.
Se afirma que el comienzo de la adolescencia se produce por cambios hormonales y sus consecuencias en el cuerpo, y su fin está determinado por aspectos psicológicos y sociales cuando el adolescente establece sus definiciones de elección de pareja y profesión.

Dos expertos en el tema de adolescencia, Arminda Aberastury y Mauricio Knobel, han descrito una serie de características que definen esta importantísima etapa de la vida humana y que ellos llamaron “Síndrome de la adolescencia normal”. Estas son las siguientes:

Búsqueda de sí mismo y de la identidad
Tendencia grupal
Necesidad de intelectualizar y fantasear
Crisis religiosas, que pueden ir desde el ateísmo más intransigente hasta el misticismo más fervoroso
Desubicación temporal
Evolución sexual manifiesta, que ve desde el autoerotismo (masturbación) hasta la sexualidad genital adulta
Actitud social reivindicatoria con tendencias anti o asociales de diversa intensidad
Contradicciones sucesivas en todas las manifestaciones de la conducta
Separación progresiva de los padres
Constantes fluctuaciones del humor y del estado de ánimo

Insisten los autores en que estas características no deben confundirse con enfermedad, puesto que sólo son expresiones de una transformación muy compleja, que llevarán a los jóvenes a convertirse en adultos, dentro de un proceso complejo pero apasionante en el que el acompañamiento de los padres será siempre, a pesar de las frecuentes tensiones, altamente deseable.

Juan Fernando Gómez Ramírez
Pediatra y Puericultor


A propósito de los adolescentes y su búsqueda de sentido, queremos compartir con nuestros lectores, este hermoso poema de Mario Benedetti:



¿Qué les queda a los jóvenes?


¿Qué les queda por probar a los jóvenes
en este mundo de paciencia y asco?
¿sólo grafiti? ¿rock? ¿escepticismo?
también les queda no decir amén
no dejar que les maten el amor
recuperar el habla y la utopía
ser jóvenes sin prisa y con memoria
situarse en una historia que es la suya
no convertirse en viejos prematuros


¿qué les queda por probar a los jóvenes
en este mundo de rutina y ruina?
¿cocaína? ¿cerveza? ¿barras bravas?
les queda respirar/ abrir los ojos
descubrir las raíces del horror
inventar paz así sea a ponchazos
entenderse con la naturaleza
y con la lluvia y los relámpagos
y con el sentimiento y con la muerte
esa loca de atar y desatar


¿Qué les queda por probar a los jóvenes
en este mundo de consumo y humo?
¿vértigo? ¿asaltos? ¿discotecas?
también les queda discutir con dios
tanto si existe como si no existe
tender manos que ayudan/ abrir puertas
entre el corazón propio y el ajeno/
sobre todo les queda hacer futuro a
pesar de los ruines del pasado
y los sabios granujas del presente.
Mario Benedetti

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada